lunes, 23 de enero de 2017

PREPARANDO LA FIESTA DE DON BOSCO: CRECE LA ALEGRÍA

Un santo triste es un triste santo, decía Don Bosco  a sus chicos, nosotros hacemos consistir la santidad en estar siempre alegres, les repetía.
Esta mañana hemos tenido los BUENOS DÍAS del lunes en las clases, y a lo largo de la semana vamos a recordar la figura de Don Bosco y a reflexionar sobre su vida, su actitud ante el estudio, el trabajo, su absoluta dedicación a los jóvenes, especialmente a aquellos que vivían situaciones de abandono, de soledad y de injusticia.
Esta ha sido la oración que, para finalizar, hemos rezado todos juntos:


Gracias Dios Padre porque me has dado en Don Bosco Un maestro del que aprender a vivir con alegría. Te doy también gracias por todas las personas que me quieren y ayudan, y yo al igual que Don Bosco, quiero también demostrar mi amor y hacer el bien a los que me rodean. Sé que así alcanzaré la verdadera alegría que consiste en amar y sentirse amado. AMÉN

EL EQUIPO DE REDACCIÓN

No hay comentarios: